Sartenes ecológicas sin PTFE y sin PFOA

Sin lugar a dudas, las sartenes ecológicas, se han vuelto una tendencia cada vez mayor en artículos de cocina gracias a sus beneficios.

Sin embargo, existen sartenes se venden como “sartenes libres de tóxicos”, otras como “seguras para la salud” a pesar de que no son ecológicas realmente. Existen varias consideraciones a tomar en cuanta al momento de comprar una sartén ecológica.

A continuación, en este post podremos hablarte un poco más acerca de las sartenes ecológicas libres de PTFE y PFOA que realmente cumplen con lo que prometen.

¿Qué son las sartenes ecológicas?

Es importante destacar que aquellas de acero inoxidable, hierro mineral o hierro fundido son las sartenes más ecológicas, y para aprovecharlas al máximo debes saber como utilizarlas. Resaltan por no tener ningún agente tóxico y causar un impacto medioambiental mínimo.

Las sartenes ecológicas suelen ser muy resistentes y duraderas; muchas veces cuentan con revestimientos antiadherentes, sin químicos nocivos. Porlo tanto, podrás usarlas en la cocina sin temor a resultados desfavorables.

No incluyen compuestos nocivos como lo son el PFOA (ácido perfluorooctanoico), PTFE (politetrafluoroetileno, o teflón), ni metales como el plomo o cadmio, los cuales son pesados y potencialmente de alta peligrosidad para nuestos organismos. Estos compuestos (PFOA y PTFE) son químicos muy perjudiciales para la salud, y también para el planeta.

También son cancerígenos, y por esto, las sartenes ecológicas pueden ser consideradas como “sartenes saludables”.

¿Cuáles son los criterios a considerar para comprar una sartén ecológica?

Para decir que una sartén es ecológica, debe cumplir con aspectos / elementos tales como:

  • Durabilidad: Mientras la sartén sea más duradera y resistente, será mejor, y por lo tanto, más ecológica. Una sartén que garantice años de durabilidad es muy sostenible, ya que no se desecha a los pocos meses de uso, como lo son las de los materiales anteriormente citados.
  • Conductividad térmica: Una mayor conductividad térmica (capacidad para transmitir calor), hará que sea más ecológica, ya que se requiere de menos energía para cocinar. Muchos dirán que el aluminio es adecuado para la tarea, sin embargo, no es un material muy ecológico por todo el proceso que implica su elaboración.
  • Materiales reciclados: Si fue creada a través de la reutilización de materiales, cumple con un mayor sentido ecológico, ya que se reduce el uso de materia prima (cuidando así las fuentes naturales); se favorece el consumo de residuos existentes y trabajados, y puede ser total o parcial la necesidad de estos para la producción.
  • Producción eco-friendly: Una sartén con una manufacturación industrial con menores emisiones de dióxido de carbono, usa menos energía y agua; por lo tanto, genera menos residuos nocivos y tóxicos que son liberados en el medio ambiente.
  • Que cuente con piezas reemplazables: Si el fabricante ofrece piezas de recambio (como tapas) o mangos de repuesto, se pueden considerar como ecológicas, además de que si las piezas son extraíbles, pueden ser más fáciles de almacenar, sumando aún más ventajas.

Un poco más sobre las sartenes

Cuando se habla de sartenes de hierro mineral (o hierro forjado) realmente se habla de una sartén de acero, no obstante, estas suelen oxidarse muy rápido en comparación con las de acero inoxidable.

Las de hierro fundido poseen una aleación de carbono con hierro mineral, y suelen ser más duraderas pero también más frágiles. Retienen mejor el calor, aunque tardan más en calentarse.

Las sartenes de acero inoxidable son resistentes, duraderas, ligeras, y completamente seguras para la salud cuando no incluyen níquel o cromo (componentes nada amigables con el ambiente).

Hacer uso de un sartén ecológica no compromete de ninguna manera la calidad de tus preparaciones y estarás contribuyendo a la salud ambiental.

📰 Tal vez también te interese
Opiniones sobre Floradix
Opiniones sobre Floradix
Hierro para plantas
Hierro para plantas
Los 3 mejores programadores de riego
Los 3 mejores programadores de riego